Novela madura, vertiginosa y original


Eso es lo que dice Javier Velasco sobre El silencio de tu nombre en Todoliteratura.es  Os pego la reseña completa. Espero que os guste.

"El silencio de tu nombre" de Andrés Pérez Domínguez
Andrés Pérez Domínguez se ha especializado en thrillers internacionales. Su nueva novela El silencio de tu nombre es la cruz de su anterior obra El violinista de Mauthausen. Ambas obras conforman un universo sobre la Segunda Guerra Mundial donde muchos españoles participaron y pasaron desapercibidos. Ahora es tiempo de conocer la oscura historia de héroes anónimos, aunque sea en la ficción.
El silencio de tu nombre es un gran título para una novela, hay que reconocer que el escritor sevillano tiene un don especial para ello. Pero no solo el título es lo importante, la trama es original y potente. La protagonista, Erika Walter, es viuda de un agente secreto alemán que huye a Madrid con un importante legajo de documentos que implican a altos cargos nazis en el exilio. Madrid era un pequeño paraíso para ellos. En la capital española se movían con total impunidad, incluso con ayuda de la policía de la administración franquista.
Erika tiene un amarte, Martín Navarro, ex miembro del PCE que se ve obligado a abandonar París, ciudad en la que vivía después de huir de la atmósfera asfixiante de Moscú para seguir a Erika a Madrid para intentar solucionar un problema heredado de su marido muerto o ¿no tan muerto? Cuando se habla de los nazis de aquella época nada es lo que parece, los cambios de nombre, las cirugías estéticas, las naciones sudamericanas que los acogieron hacen difícil seguir las pistas a estos extremistas y genocidas.
Esa huida convierte a los dos protagonistas en sospechosos, aunque en realidad no lo sean y los sospechosos sean todos los demás. El amor es el motor de la novela, el antiguo capitán republicano que luchó en la Guerra Civil Española y en la Segunda Guerra Mundial en el bando soviético, lo abandona todo por seguir a su amor, Erika, mujer alemana que salvó de la violación por las tropas soviéticas en el Berlín recién ocupado por las mismas. Desde ese momento un vínculo nació entre ellos y que no se romperá hasta...
Con la policía, los nazis, los comunistas, y la CIA, pisándoles los talones, los amantes se ven envueltos en una trama de espionaje e intereses ocultos más compleja y peligrosa de lo que nunca hubieran imaginado y todo por la culpa de un tesoro nazi que fueron acumulando durante años. La novela está plagada de espías desencantados, idealistas convencidos y héroes a su pesar aunando historia, aventura, intriga y romance. 
El silencio de tu nombre refleja cómo en una Europa arrasada por la intolerancia y el fanatismo político, con su consecuente colorario en España, hay lugar para el amor, la amistad, el honor y la esperanza. Todos estos elementos los conjuga a la perfección el escritor andaluz que nos hace un interesante recorrido por algunas de las ciudades más emblemáticas de una Europa de posguerra. Salzburgo, Berlín, París, Génova, Madrid y Sevilla son algunas de las ciudades donde la trama se desarrolla.
Andrés Pérez Domínguez escribe la novela en tercera persona mezclando narración con diálogos y avanzando y retrocediendo en la trama a su conveniencia. Los flashbacks son continuos y nos sirven para comprender hacia dónde se mueve la trama, nos sirven para tener más elementos de juicio sobre lo que está o va a suceder. En ocasiones esas narraciones en tercera persona trascienden y parece que estuviésemos leyendo los pensamientos de alguno de los protagonistas, casi como leerlo en primera persona. Esos pasajes de reflexiones suelen ser muy poéticos y en otros momentos, muy trágicos.
Algunas de las páginas tienen ese componente trágico que tan bien escribe el autor sevillano, el dramatismo del intento de violación de los soldados soviéticos con rastros mongoles o la tortura que sufre Martín Navarro por los nazis son pasajes que nos ponen la carne de gallina y son algunas de las mejores páginas que escribe. La manera de describirla en narrador omnisciente le permite una visión poliédrica de la trama. La narración objetiva del hecho, pero también los pensamientos que vagan por la cabeza del torturado son descritos fehacientemente, dando la sensación de que estamos en los dos polos opuestos de la narración.

En El silencio de tu nombre, las mujeres son las verdaderas protagonistas de la novela. Ellas son las que llevan la voz cantante, las que manejan los hilos y son los hombres los ingenuos de la trama, los que se dejan llevar por ellas. Tanto Martín Navarro como el periodista ingenuo e idealista Gregorio León son muñecos rotos en manos de las protagonistas. Todas estas cualidades conforman una novela madura, vertiginosa y original. Solo encuentro un pequeño fallo, los finales abiertos en este tipo de novelas dejan un regusto amargo, como si la novela no estuviese totalmente acabada y no se haya sabido encontrar un final impactante. Así le gusta al escritor acabar las obras, a muchos lectores esto no les atrae.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Las pajas reales (o cómo escribir una felicitación navideña políticamente correcta)

La Teoría de la Relatividad

El payaso Trump